¿Cómo se preparan los huevos moles canarios?

Los huevos moles de la dulcería en San Cristóbal de La Laguna son uno de los postres más cremosos y deliciosos de la cocina canaria. Una receta muy fácil de hacer y que apenas requiere de muchos ingredientes. Su textura y su sabor exquisitos son algunas de sus características más destacadas.

La receta tradicional

Para hacer unos huevos moles, solo necesitamos 10 yemas de huevo, medio litro de agua, canela en rama, 250 gramos de azúcar, la cáscara de un limón y gofio.

En primer lugar, ponemos en un cazo el medio litro de agua, la canela en rama, el azúcar y la cáscara de limón. Lo ponemos todo a fuego medio, hirviendo y removiendo hasta que coja consistencia y se forme un almíbar. Una vez conseguido, se retiran de la mezcla la canela y la cáscara de limón.

A continuación, separamos las yemas de huevo de las claras, ponemos las 10 yemas en un bol y las batimos.

Una vez que el almíbar anterior esté templado, se le añaden poco a poco las yemas batidas mientras removemos todo con un batidor. Luego ponemos esta mezcla al baño María a fuego suave, calentando hasta que la mezcla espese y removiendo de vez en cuando.

Una vez está espesa, se retira del fuego y se vuelve a batir con un batidor hasta obtener una crema lo más suave y cremosa posible. Se retira del fuego y se deja que enfríe un poco.

Por último, se vierte la mezcla en copas, se espolvorea un poco de gofio por encima y se guardan en la nevera hasta que se sirvan.